Puede que alguna vez te hayas preguntado si serias capaz de desmontar un objeto de uso diario, digamos un secador, y volver a montarlo. ¿Y por qué no transformarlo en un objeto diferente, como por ejemplo un hervidor de agua?

Motivado por la creciente complejidad de los objetos que usamos a diario, y la frustración que provoca la cantidad de residuos que generan, el estudiante de diseño Weilun Tseng propone un futuro en el que los electrodomésticos puedan ser reconfigurados como un Lego, partiendo de módulos simples.

Su fuente de inspiración fueron las fotografias de Tod Mclellan publicadas en el libro “Things Come Apart” donde expone la complejidad de los objetos que utilizamos y que son de alguna manera de “codigo cerrado” ya que el fabricante no comparte la información necesaria para modificarlo o mejorarlo.

La simplicidad de las pieza que Tseng propone no es casual: pretende que sirvan como base para que otros puedan diseñar mas módulos que añadan nuevas funciones o mejoras.

El acceso a la producción a escala individual que dan las maquinas de impresión 3D  da sentido a todo el concepto y es básico para que la idea sea realizable, eliminando la obsolescencia programada que domina el diseño de producto a día de hoy. La pregunta no seria si elegir esta marca o la otra basándose en criterios ecológicos o éticos, que la marca por otro lado puede manipular, sino que cada individuo podría imprimir su propio criterio en cada objeto diseñando el mismo o accediendo a un abanico de diseños mucho mas grande.

Las mejoras pueden venir tanto por la manera de combinar los módulos como rediseñando los mismos. Algunos ejemplos de las combinaciones posibles de los modulos diseñados por Tseng:

Ventilador

Hervidor de agua

Lampara

Secador

Un ejemplo de mejora es el rediseño de un estudiante de Diseño Industrial de Taiwan que viviendo en Holanda estaba harto de tener siempre los pies mojados:

Aunque actualmente utópico, como concepto es muy potente y un futuro escenario posible. Seria necesario que evolucione la introducción del 3dprint y, sobre todo, la mentalidad de los consumidores que somos todos siendo mas activos a la hora de plantearnos que hay detrás de cada objeto que compramos.